Cerra Reportaje



Orden: Galliformes

Vasco: Galeper

Ingles: Quail

Familia: Phasianidae (Fasianidas) 

Gallego: Paspasllás

Alemán:

Nombre científico: Coturnix Coturnix

Catalán: Guatlla

Italiano:

Aún siendo la más pequeña de las gallinaceas y por tanto difícil de observar en el campo, es sin duda de las grandes de la caza menor. Por supuesto no en tamaño, pero si en provocar el entretenimiento del cazador y su compañero canino que en muchas ocasiones se revela como el auténtico protagonista de la caza de la reina de los prados.

 

Si quieres ver estas fotos ampliadas púlsalas



GLOSARIO

| Distribución y hábitat | | Morfología | | Alimentación | | Reproducción | La migración |





Distribución y hábitat

Se distribuye por toda Europa y Asia buscando la humedad y los terrenos de regadio excepto en el norte de estos continentes debido a las bajas temperaturas que presentan. 

No se la suele ver en campos de vegetación demasiado alta. Prefiere los terrenos despejados, pastizales y los campos abiertos como son los de de trebol y otros de agricultura (donde encuentra su alimento) para que no le represente un problema el traslado terrestre debido a su pequeño tamaño y características morfológicas. 

Se podría decir que el lugar donde se encuentran más agusto es en los campos segados porque tienen gran cantidad de alimento y porque se encuentra la vegetación a la altura idonea para poder ver, además de resguardarse de sus enemigos los perros, pues estos al andar en dichos terrenos reciben cortes y rozes en las patas causándoles heridas y por tanto impidiendo que estos concluyan su captura. Sin embargo, debido a que buscan la tranquilidad, donde se hace difícil verlas es en los lugares se ha pastado repetidas veces.

En otoño e invierno prefiere las parcelas de rastrojos , los prados naturales y terrenos no cultivados (estos suelen tener vegetación más alta y le sirve de abrigo y refugio). 
Ya sea donde sea y cuando sea, la codorniz es buena vecina de sus congeneres y por eso suele aparecer siempre en grupo.





Morfología


Longitud: 17,5 cm

Ala: 105 - 106 mm

Envergadura: 367 mm

peso:

macho: 95 - 100 gr

hembra: 100 - 105 gr

 

La codorniz es un ave pequeña, corpulenta, de cuerpo rechoncho y aunque ronde los 95 - 100 gramos el macho y 100 - 105 la hembra, para su tamaño se puede decir que es pesada. Esto no representa inconveniente de recorrer largas distancias a la única especie migratoria de su familia. 

Tiene las patas y las alas cortas y estas últimas también las tiene redondeadas. Todo ello provoca que en tierra se desplaze dando saltitos. 

El pico conserva características de granivoro típico. 
Las partes centrales son blanquecinas y el color de su plumaje es pardo amarillento con pintas negras y blancas, (con lo cual mantiene un mimetismo idoneo para camuflarse en campos de trigo, paja, etc... de sus enemigos). 

La cabeza la encontramos poco contrastada y solo cabe reseñar la ceja de color blanco. Mientras el color de la garganta es negra, el macho sin embargo además tiene un collar blanco en la misma, lo cual le diferencia de la hembra. 
Este también tiene unos espolones que son verdaderas armas de ataque y defensa. Entre pastos y llanuras, a falta de agua obtiene su necesaria higiene con baños de tierra, con lo cual al verse su plumaje mezclado con la tierra y el polvo aumenta sus posibilidades de pasar desapercibida. Normalmente duerme durante el dia y ello hace que se la caze al amanecer y al atardecer.






Alimentación

Busca su alimento en el rastrojo y en el frescor de la alfalfa. 

Normalmente suele ser atraida por campos de maiz y cereales, sobre todo estos últimos son verdaderos imanes para ellas. 
Es muy comilona y por ello se la puede ver comiendo a cualquier hora del dia e incluso en las horas que más calor hace. 

Suele esconderse en campos de vegetación medio alta pero siempre y cuando haya cerca un un campo de cereal o de cualquiera de sus platos preferidos, eso si, cuando salen a comer no suelen alejarse más de 15 o 20 metros de este y al más mínimo ruido corren a esconderse. 

Si no encuentran maiz, centeno, trigo o cereales, comen semillas de cardos, otras plantas silvestres o incluso se las pueden ver en viñedos, o comiendo insectos sobre todo si en la época del año en la que esté escasean sus principales alimentos.


 



Reproducción

Comienza con la época de celo que va desde mediados de Mayo a primeros de Junio. 
Para ello busca pastizales, campos de cereales, campos abiertos, de cultivos o praderas y cuando el macho encuentra su entorno ideal y se siente agusto, empieza a oirsele hasta 300 o 400 metros de distancia, su canto característico que, con la intención de atraer a su pareja, emite entre la noche y el alba. 
Poco después se junta la pareja y mientras la hembra hace el nido, el como buen polígamo que es se vuelve a buscar otra pareja. Por otro lado, la hembra es poliándrica, quiere decir que se apareará con varios machos e incluso dejará al último plantado si aparece en escena otro macho más fuerte y vigoroso. En el momento en que la hembra pone los huevos (que suelen ser de 6 a 12) y bajo la protección del macho que no dudaría en interponerse entre sus crias y una rapaz si fuese necesario, comienza la incubación que normalmente suele durar entre 17 y 21 dias.

Cuando los polluelos rompen el cascarón, aparecen con la cabeza, alas y dorso de color rojizo además de una raya negra en la cabeza, lo cual les hace camuflarse y pasar desapercibidos ante la presencia de cualquier depredador que les suponga una amenaza. 

Transcurridos 10 o 12 dias comenzarán sus primeros aleteos y una semana más tarde es cuando empezarán a volar. Se consideran adultos y por tanto pueden procrear transcurridos dos meses de su nacimiento. En esta especie, es posible que nidifiquen hasta dos, y hasta tres veces al año.


 


La migración

Como ya hemos dicho es la única de las gallinaceas que realiza la migración. 

Esta comienza buscando areas frescas donde reproducirse y aunque puede realizar varios traslados, dependerá de la vegetación (si el alimento es de su gusto) y del clima a la hora de estacionarse en un lugar. 

Su llegada desde tierras Africanas se efectuará por los meses de Abril y Mayo (aunque esto se puede alargar hasta Junio). 
Primero harán su aparición bien en grupos pequeños o de forma individual los machos, después aparecerán las hembras jóvenes y por último las "cluecas" o hembras que ya han nidificado. El recorrido lo realiza por la noche y en vuelo rasante (no suele despegarse más de 4 ó 5 metros de las olas o de la tierra) y ayudada por un excelente sentido de la orientación y el viento, pues es de las pocas aves que la gusta volar a favor del viento. Aunque la cueste volar por sus limitaciones en cuanto a peso y tamaño de sus alas, esta recorre considerables distancias y llega a alcanzar velocidades de 60 y hasta de 70 Km a la hora. 

En la migración se detectan tres directrices que son de Egipto a los Balcanes doblando después a Europa oriental, de Tunez pasando a Italia y continuando por aquí al centro de Europa y por último de Argelia y Marruecos a España e incluso pasando estas hacia Francia, Alemania y Gran Bretaña. 

En Octubre, con las primeras llegadas del frio, comienza la hora de regresar. Utilizando el mismo camino pero a la inversa, muchas de estas aves se quedan en España debido a la cantidad de agricultura y regadío existente un el sur y suroeste de la península.



Cerrar Reportaje ESPECIES CINEGÉTICAS volver al principio


E-mail: irdecaza@irdecaza.com